El vehículo seguirá la línea marcada por el Rolls-Royce Sweptail.

El futuro de Rolls-Royce cabalga a lomos del lujo y la exclusividad de los productos hechos a mano. Con motivo del salón de Ginebra, los colegas de Autocar han tenido ocasión de charlar con el jefe de Diseño de la firma británica, Giles Taylor, que confirmó la intención de la compañía de fabricar un modelo con carrocería hecha a mano, en una serie muy limitada, "a corto plazo".

La idea sería reproducir el impresionante Sweptail, que puedes ver en la galería que acompaña a esta noticia, presentado el año pasado. La única unidad que se fabricó de ese modelo fue por encargo de un cliente de Rolls-Royce y, según la compañía, pudo tratarse del vehículo nuevo más caro que hayan vendido en la historia de la marca.

Rolls-Royce Sweptail

Rolls-Royce, la impresión 3D está en su agenda

Taylor confirmó que el próximo modelo de Rolls-Royce también dispondrá de una carrocería hecha a mano, como en el caso del Sweptail, aunque su volumen de fabricación será algo más numeroso.

Estas ediciones limitadas se deben, según Taylor, a que los compradores de vehículos de lujo quieren algo diferente de lo que cualquier 'mortal' puede adquirir. "Es el futuro del lujo. La gente no quiere algo que los demás puedan tener. Quieren algo único y hemos invertido basantes recursos en este sentido".

Rolls-Royce Sweptail

Si tenemos en cuenta que la mayoría de los modelos que vende Rolls-Royce ya lucen un alto grado de personalización, las palabras de Taylor cobran un especial significado. En este sentido, el año pasado, responsables de la marca nos confirmaron que entre 1.100 y 1.200 clientes acuden a la sede de Goodwood para configurar, personalmente, sus vehículos.

En la cita suiza, la firma inglesa mostró tres Phantom personalizados con pintura especial y tapicerías únicas, obviamente, por petición de otros tantos clientes. En cualquier caso, reproducir un automóvil nuevo, al estilo del Sweptail, resulta una tarea mucho más complicada que personalizar un vehículo existente.

Rolls-Royce Sweptail

A medio plazo, Taylor confirmó que las carrocerías fabricadas a mano serán cada vez más difíciles de ver. El motivo es que Rolls-Royce tiene más dificultades para contratar a verdaderos operarios especializados y con el talento necesario para realizar este trabajo artesanal.

Sin embargo, a medio plazo, "la impresión 3D de paneles" podría proporcionar una solución para Rolls-Royce en este apartado. 

Al margen de los modelos más exclusivos, Rolls-Royce dispone de un interesante plan de lanzamientos en los próximos meses, encabezado por su futuro todocamino de lujo, conocido como Cullinam.

Otras noticias relacionadas:

Rolls-Royce Sweptail