Unimos diversión y eficiencia en el ejemplar circuito de Ascari.

A estas alturas, poca gente duda de que un coche ecológico puede divertir en el día a día tanto como uno convencional. Si lo sometemos a una prueba de resistencia, la cosa mejora... aún más. Las 24 Horas Híbridas Toyota 2017 demostraron, por cuarto año consecutivo, que la eficiencia y el disfrute no están reñidos. 

La última edición de esta carrera 'verde', que disputaron periodistas especializados e invitados de Toyota España, tuvo lugar en el circuito de Ascari, Málaga. Sin duda, es un trazado único, con unas instalaciones y un personal de primera. Desde luego, no pudo haber mejor elección para celebrar este evento. 

También el coche seleccionado resultó del agrado de todos. El C-HR, el nuevo SUV compacto de la marca japonesa, brinda un dinamismo brillante y, además, suma una estética atrevida y futurista, cualidades con las que está logrando un éxito innegable en nuestro país.

24 Horas Híbridas Toyota 2017

Vueltas y más vueltas... consumiendo poco

La jornada comenzó con un briefing por parte de la organización. En este punto, cabe destacar la excelente labor de los comisarios en todo momento, siempre atentos a cualquier pregunta o solicitud de los participantes. Al fin y al cabo, resultaron fundamentales para que la prueba se desarrollara siempre por los cauces legales. 

Tras la explicaciones, la formación de los equipos y una estrategia inicial, a las 15:00 horas dio comienzo la carrera. Por si aún no lo conoces de anteriores ediciones, el objetivo es dar el máximo número de vueltas al trazado con una cantidad de litros determinada. En este caso, 125. Si te preguntas por los repostajes, los miembros del equipo fueron los encargados de hacerlos... en el mínimo tiempo posible, como en las carreras profesionales.

Como antes mencionaba, Ascari supone un punto de motivación innegable. Nosotros debíamos completar los dos primeros sectores (hay tres), con un total de 4,2 kilómetros, formado por todo tipo de curvas. En función de la estrategia elegida, que iba variando según pasaba el tiempo, podías correr más o menos. No obstante, fuese cual fuese el ritmo, el disfrute estuvo garantizado.

24 Horas Híbridas Toyota 2017

Pit lane con mucho movimiento   

En mi caso, completé cuatro tandas de una hora de duración. Las dos primeras las realicé a un ritmo comedido, buscando sobre todo minimizar el consumo. El sistema híbrido del C-HR puede dar grandes alegrías en este apartado, si se optimiza el uso del motor eléctrico y se aprovecha las inercias en bajadas.

Por el contrario, los dos últimos relevos, más rápidos, sirvieron para corroborar que el todocamino japonés responde casi como un turismo en las zonas reviradas y no desentona en un circuito de velocidad.

Además de los cambios de pilotos y los repostajes, el pit lane también albergó la sustitución de neumáticos. Dos representantes de Bridgestone, junto con los comisarios, comprobaban periódicamente el estado de las gomas, el Turanza T001. A pesar del trato exigente, lucieron en la prueba gracias a una destacada duración y un buen agarre.

24 Horas Híbridas Toyota 2017

Gran equipo  

¿Cuál fue nuestro resultado? En las primeras horas, estuvimos liderando la prueba y finalizamos arriesgando al máximo, con un último relevo a un ritmo elevado... que no acabó como quisimos, ya que nos quedamos sin gasolina a diez minutos del final de la prueba. Una lástima, pero el número de vueltas dadas nos permitió finalizar cuartos. Nada que reprocharnos, dado que todos los miembros del equipo estuvimos siempre atentos y trabajando para lograr la victoria.

En cualquier caso, regresamos a casa con un buen sabor de boca: participar en una competición de este tipo siempre resulta agradable y supone un motivo de recuerdo. ¡El próximo año volveremos para intentar vencer!   

Más noticias de Toyota en Motor1.com:

24 Horas Híbridas Toyota 2017