Prueba MINI Cooper S E Countryman ALL4 2017, ¡potencia electrizante!

Desde su vuelta a la vida, en 2001 y de la mano de BMW, el éxito de MINI no para de crecer. Sin duda, un auténtico punto de inflexión que le ha permitido experimentar una gran evolución, construyendo una completa gama, en torno al concepto retro al que dio forma Sir Alec Issigonis.

Por tanto, no es de extrañar que, hoy en día, con cinco modelos en catálogo, así como con múltiples versiones deportivas John Cooper Works, algunos concesionarios de la firma hayan tenido que ampliar sus exposiciones. 

MINI Countryman 2017, a prueba:

Lanzados a comienzos de año, los miembros de la familia Countryman experimentaron un cambio de plataforma, para estrenar una de origen BMW; exactamente, la misma que emplean, por ejemplo, el X1 o el Serie 2 Active Tourer.

¿Resultados? La carrocería crece 20 centímetros, hasta alcanzar los 4,30, al igual que lo hacen la distancia entre ejes, en 7,5 centímetros, y la anchura, en 3. Por eso, el habitáculo ofrece 10 centímetros extra de espacio para las piernas. Un aspecto en el que también influye, obviamente, la inclusión de una banqueta posterior con reglaje longitudinal.

Si hablamos del maletero, gana en capacidad, pasando de 350 a 450 litros, y puede contar con apertura y cierre eléctricos del portón. El listado de opciones también contempla un curioso asiento-protector, tan cómodo como útil.

Prueba MINI Cooper S E Countryman ALL4 2017
Prueba MINI Cooper S E Countryman ALL4 2017
Prueba MINI Cooper S E Countryman ALL4 2017
Prueba MINI Cooper S E Countryman ALL4 2017

Ahora bien, dado que BMW lleva unos cuantos años apostando fuerte por la electrificación de la gam...