Prueba Hyundai i30 N 2019: vuelta a los orígenes

No está en mi mano juzgar a nadie. Mucho menos, cuando el mercado apoya las tesis de la mayoría, con las cifras en la mano. Pero en un mundo dominado por los SUV (también para los que nos dedicamos a probar coches) no está mal salir de esa burbuja... y conducir. 

Algo para lo que el Hyundai i30 N 2019 que hoy pongo a prueba se posiciona como una opción idónea. Un compacto deportivo al uso, sin florituras ni excesos, que cuenta con un motor potente, una caja de cambios manual, un diferencial autoblocante y un precio que no exige hipotecarse. ¿Se puede pedir más?

Desde luego, el estreno del departamento N de Hyundai no podía ser más prometedor. Sobre todo, porque obtiene una muy buena nota, en una categoría donde las marcas tienen, todavía, margen para salirse de lo común. Y, sobre todo, en la que la calidad y cantidad de los contendientes es sobresaliente. 

Prueba Hyundai i30 N 2019

Hyundai i30 N 2019: estética diferenciada... pero sin excesos

Desarrollado en el Hyundai Motor Europe's Technical Center de la firma, ubicado en el circuito de Nürburgring, el compacto oriental integra una serie de elementos distintivos, bastante apropiados. 

Además de una aerodinámica específica, visible sobre todo en la parte frontal, integra llantas de aleación de 19 pulgadas, pasos de rueda ensanchados, taloneras laterales, un elemento que simula un difus...